Ventajas de las hipotecas de los funcionarios

Autor: Coruña Hoy / Fecha: Mar, 01/12/2020 - 10:10 /

Cuando se analizan las hipotecas, generalmente, nos centramos en valorar el grupo al que pertenecen por tipo de interés, etc. Sin embargo, no siempre nos fijamos en hipotecas que puedan ser muy beneficiosas para determinados colectivos. Este es el caso de las hipotecas para funcionarios.

Hay que empezar señalando que las hipotecas para funcionarios son préstamos hipotecarios al uso, pero, que van a presentar unas ventajas importantes respecto a la oferta media del mercado. Estas ventajas responden fundamentalmente al carácter del colectivo del funcionariado público.

¿Por qué las hipotecas para funcionarios tienen ventajas?

El motivo fundamental por el que las hipotecas para funcionarios ofrecen ventajas importantes respecto a los préstamos hipotecarios comunes es, precisamente, la característica que el colectivo de funcionarios públicos aporta: estabilidad laboral e ingresos sostenidos recurrentes.

Hay que tener en cuenta que, a la hora de conceder un préstamo hipotecario, las entidades se fijan de manera fundamental en la estabilidad laboral y los ingresos. Los funcionarios aportan, a través de contratos vitalicios, esa estabilidad laboral y seguridad financiera que impulsa a ofrecer mejores condiciones en las hipotecas (extensibles a otros productos financieros).

En definitiva, se trata de un perfil que responde muy bien a un análisis crediticio en lo que a ingresos estabilidad laboral se refiere. Obviamente, a esto hay que sumar otros factores como que el historial crediticio sea bueno, etc. Pero, como punto de partida, la estabilidad laboral de un funcionario le proporciona ventajas a la hora de acceder al mercado hipotecario.

Qué ventajas aportan las hipotecas para funcionarios

Se encuentran ventajas importantes en las ofertas de hipotecas para funcionarios.

La primera, y una de los más importantes, es que la tasa de aprobación de hipotecas es muy elevada. Las posibilidades de que el préstamo hipotecario se le apruebe a un funcionario público son muy altas en comparación a la media. Todo ello, basado en los motivos que hemos citado anteriormente.

Junto a lo anterior, destaca también la posibilidad de acceder a un mayor nivel de financiación. Es decir, puede llegar a ser posible obtener en la hipoteca incluso la financiación del 100% de lo necesario para la adquisición de la vivienda.

Otro factor relevante es que se aplicarán menos comisiones y se exigirán menos vinculaciones. Lo cual también se dirige al abaratamiento del coste de la hipoteca.

Otro factor importante es que los tipos de interés y los diferenciales aplicados van a ser más bajos que en una hipoteca común. Lo cual abarata el coste de la operación a largo plazo. Y, por último, y no menos importante, los plazos de amortización también podrán estirarse. Pudiendo alcanzar, por ejemplo, un plazo de amortización máximo a 30 años.

Cómo son las hipotecas para funcionarios

No existe un único perfil de hipoteca para funcionarios. Lo que existe es un conjunto de ventajas y bonificaciones que se pueden aplicar tanto a una hipoteca a tipo variable, como a una hipoteca a tipo fijo. En ambos casos encontraremos las ventajas citadas e incluso otras ventajas añadidas.